Noticias y promociones de interés

toda la información oroCash

¿Cómo saber si es de oro de verdad?

Si en alguna ocasión te has preguntado cómo saber si es de oro de verdad la joya que tienes en tu cajón, heredada de algún familiar o cuántos quilates tiene, debe seguir leyendo, porque en  Orocash estamos para ayudarte.

El oro lleva utilizándose desde la Prehistoria para la fabricación de joyas y monedas. Se caracteriza por ser un metal muy maleable y en mucha ocasiones se realizan aleaciones con otros metales para darle dureza. Existen varias maneras de saber si una joya es de oro de verdad, pero si no tienes tiempo, siempre puedes acudir a tu establecimiento Orocash más cercano, donde estaremos encantados de atenderte y solucionar todas tus dudas. Si quieres hacerlo en casa, solo tienes que seguir estos pasos.

 Cómo saber si es de oro

Examen visual

Tan simple como buscar alguna marca que determine la pureza o los quilates de la joya. También es importante observar si tiene alguna decoloración, si la pieza está desgastada en algún sitio y se ve otra tonalidad significa que la joya tiene solo un baño de oro.

La prueba de la mordedura

Sí, una forma de saber si una joya es de oro es ¡mordiéndola!, pero suavemente.  En teoría cuanto más profunda sea la marca de la mordedura mayor pureza tendrá el oro. Sin embargo, esta prueba no es del todo fiable ya que podría tratarse de una pieza de plomo con un baño de oro. El plomo es aún más blando que el oro y podríamos equivocarnos.

El imán

Para realizar esta comprobación hay que utilizar un imán potente. El oro no es un metal magnético por lo que no debe ser atraído por el imán. Así que si tu joya se queda pegada al imán, ¡malas noticias! no es de oro.

Densidad

Esta comprobación requiere un poco más de precisión. El oro es uno de los metales más densos, 19,32 gramos por centímetro cúbico, es decir, el oro pesa aproximadamente 19 veces más que un volumen igual de agua. Los pasos son los siguientes:

  • Con una báscula de precisión, pesar la pieza de oro y apuntar el peso en gramos.
  • Llenar una probeta o recipiente de medida con agua, mejor si las mediciones están en milímetros.
  • Introducir la joya en el agua y ver cuánto ha subido el agua al meter la pieza.
  • Realizar el cálculo: densidad= masa/volumen desplazado. Si el resultado se aproxima a 19 tendrás ante tus ojos una joya de oro de 24 quilates.

También es cierto que podemos estar ante joyas con menor número de quilates, y la densidad será diferente, por lo que te recomendamos que ante cualquier duda consultes con los especialistas de Orocash.

La prueba de la cerámica

Para esto necesitas un plato de cerámica sin esmaltar. Si al frotar la pieza sobre el plato salen unas líneas doradas, la joya es de oro. Sin embargo, si las rayas son negras, el oro no es de verdad.

Ácido nítrico

Otro método complicado ya que hay que utilizar ácido nítrico, altamente corrosivo y que puede ocasionar graves quemaduras. En todo caso para realizar esta prueba hay que poner la pieza sobre una superficie de acero inoxidable y echar unas gotas de ácido nítrico. Si la joya se pone verde, es que solo tiene un baño de oro o está hecha de otro metal. Si adquiere un tono blanquecino, es que la joya es de plata de ley con un baño de oro. Y si no se observa ninguna reacción, la pieza es de oro.

Esperamos que todos estos consejos te hayan ayudado a cómo saber si es de oro es joya que tienes guardada. Y recuerda, que en Orocash, estamos para ayudarte.

Cómo saber si es de oro

¿Quiéres tu propia franquicia?

te lo ponemos muy fácil

Infórmate aquí